Revista Científica y Arbitrada de Ciencias Sociales y Trabajo Social ‘‘Tejedora’’: Vol. 5 (Núm. 10) (jul-dic 2022). ISSN: 2697-3626  
La lectura responsable y su incidencia en la problemática legal de los consumidores en Manta  
LA LECTURA RESPONSABLE Y SU INCIDENCIA EN LA PROBLEMÁTICA LEGAL DE LOS  
CONSUMIDORES EN MANTA  
RESPONSIBLE READING AND ITS IMPACT ON THE LEGAL PROBLEMS OF CONSUMERS IN  
MANTA  
Ulloa-Cruz Evelyn del Carmen 1  
Álvarez-Santana Carmita Leonor  
2
1
Doctora en Desarrollo Local y Economía Social, Docente universitaria de la Universidad Laica Eloy  
2
RESUMEN:  
Este artículo es el resultado del estudio documental de la información contenida en el Sistema de Gestión Defensorial  
SIGED). El propósito del estudio es determinar los aspectos cognitivos, intersubjetivos y socioculturales y su  
(
incidencia en los juicios, demandas y pérdida de recursos y bienes de los consumidores. Así mismo enuncia  
reflexiones teóricas transdisciplinarias que apuntan a posicionar a la lectura responsable  reflexionada, para la  
acción y transformación de la realidad. Todo lo anterior a partir de un enfoque pedagógico liberador.  
Palabras Clave: consumidores, lectura, factores cognitivos, factores intersubjetivos, factores sociales.  
ABSTRACT:  
This article is the result of the documentary study of the information contained in the Ombudsman Management  
System (SIGED). The purpose of the study is to determine the cognitive, intersubjective and sociocultural aspects  
and their incidence in the judgments, demands and loss of resources and goods of consumers. Likewise, it enunciates  
transdisciplinary theoretical reflections that aim to position responsible - reflected reading, for action and  
transformation of reality. All of the above from a liberating pedagogical approach.  
Keywords: consumers, reading, cognitive factors, intersubjective factors, social factors.  
29  
Recibido: 31 de marzo de 2022; Aceptado: 08 de junio de 2022; Publicado: 09 de julio de 2022.  
Revista Científica y Arbitrada de Ciencias Sociales y Trabajo Social ‘‘Tejedora’’: Vol. 5 (Núm. 10) (jul-dic 2022). ISSN: 2697-3626  
Pérez-Aguayo et al. (2022)  
1
. INTRODUCCIÓN  
El estudio de los consumidores data de la  
calidad de vida, sin embargo, se ponen en  
juego temas relacionados a la salud,  
subsistencia, seguridad e incluso la dignidad  
misma (Tambussi, 2014). Esta aseveración  
da cuenta de la situación de riesgo producto  
de las decisiones de quienes consumen, por  
tanto, la información y el conocimiento  
mediante la lectura son vitales para reducir  
dichos peligros.  
década de los cincuenta desde un enfoque  
economicista en el mercado. Más tarde se  
asume al consumidor como un ser humano  
mediado por complejidades en las  
decisiones para adquirir bienes o servicios y  
surgen otras investigaciones con enfoques  
basados en los comportamientos. La  
innovación  
avanza  
hacia  
estudios  
socioculturales y la comprensión social del  
quehacer de los consumidores.  
En Latinoamérica autores como Canclini  
(1995), dan cuenta de los procesos socio  
El consumo como derecho está incluido  
dentro de las Directrices de las Naciones  
Unidas del 2015, que da cuenta de la  
culturales complejos en torno al consumo y  
a la vez evidencia que existe un vacío de  
información y estudios relacionados con el  
consumo y la cultura (Sunkel, 2002). Al  
parecer existe un desinterés por saber que  
sucede con los consumidores, las relaciones  
socio culturales y el lugar que ocupan frente  
promoción y protección de los intereses  
económicos de los consumidores” (ONU,  
015).  
2
Los consumidores afrontan usualmente  
desequilibrios en cuanto a su capacidad  
económica, nivel de educación y poder de  
a
las prácticas comerciales  
y
el  
desconocimiento. Lo que cuestiona y  
plantea sospechas de la intencionalidad que  
responden al poder e intereses del mercado  
y sobre cómo son educadas las personas  
consumidoras.  
negociación;  
convirtiéndose  
en  
un  
compromiso del Estado el velar por sus  
derechos y contribuir en la lucha por la  
erradicación de las prácticas comerciales  
abusivas contra los consumidores.  
Comprender que no existe neutralidad en las  
relaciones de poder y el mercado, sino una  
intencionalidad marcada de la Colonia a la  
modernidad de dar preminencia a lo escrito  
Consumir es un derecho para la satisfacción  
de necesidades y alcanzar una determinada  
30  
Revista Científica y Arbitrada de Ciencias Sociales y Trabajo Social ‘‘Tejedora’’: Vol. 5 (Núm. 10) (jul-dic 2022). ISSN: 2697-3626  
La lectura responsable y su incidencia en la problemática legal de los consumidores en Manta  
sobre lo oral, lo que históricamente ha  
Los resultados anuales de quejas de  
consumidores en el Ecuador conforme el  
informe de rendición de cuentas de la  
Defensoría del Pueblo del Ecuador (DPE) , en  
el 2020 fueron 3.644, que corresponde al  
29,8% de casos presentados por  
vulneraciones de derechos humanos a nivel  
nacional (Defensoría del Pueblo de Ecuador,  
tenido sus consecuencias y nos permite  
ahora reflexionar sobre el camino que está  
transitando el consumidor. Este último,  
atravesado  
por  
una  
serie de  
conocimientos,  
intersubjetividades,  
prácticas, mediaciones e interacciones, en el  
acto de comprar y sus consecuencias.  
2
021, págs. 36-37). De éstos, existen cifras  
En el Ecuador, los trabajos investigativos  
relacionados a los consumidores se han  
hecho generalmente desde la rama del  
Derecho, sobre el cumplimiento de las  
normas contenidas tanto en Constitución del  
República del Ecuador y en la Ley Orgánica  
de Defensa al Consumidor, concluyendo que  
el Estado tiene la responsabilidad de educar,  
ante la relación de debilidad en relación  
proveedor - usuario.  
considerables de denuncias que terminan en  
actos administrativos, judiciales o pérdida de  
recursos económicos.  
Según el Instituto Ecuatoriano de  
Estadísticas y Censos, teniendo en cuenta el  
gasto promedio de un hogar en las zonas  
urbanas, los gastos de consumo son de  
$943,20 en varios rubros como alimentos,  
bebidas, artículos para el hogar, recreación,  
salud, educación, vestido, transporte,  
servicios básicos, entre otros. Conforme  
estos datos los riesgos al no leer condiciones  
contractuales en adquisiciones tendría un  
valor significativo. (INEC-ENIGHUR, 2011-  
La perspectiva conductista en la que alguien  
más tiene que emprender acciones, no da  
cuenta de una verdadera dimensión  
pedagógica. La lectura y el pensamiento  
crítico deben iniciar en las aulas, ya que  
2
012).  
permiten  
a
la persona consumidora  
tomar decisiones  
autodeterminarse  
y
Este trabajo tiene como objetivo dar cuenta  
de los aspectos cognitivos, intersubjetivos y  
socioculturales que estarían presente en el  
acto de leer y su incidencia en procesos en la  
problemática de la pérdida de recursos y  
informadas y reflexivas al momento de  
comprar y sobre todo asumirse como sujeto  
político y de derechos.  
31  
Revista Científica y Arbitrada de Ciencias Sociales y Trabajo Social ‘‘Tejedora’’: Vol. 5 (Núm. 10) (jul-dic 2022). ISSN: 2697-3626  
Pérez-Aguayo et al. (2022)  
situaciones  
desfavorables  
para  
los  
La Lectura como camino a la libertad  
Como hay diversos tipos de textos,  
consumidores en el sector urbano de Manta.  
Revisión Literaria  
también hay diversos tipos de lecturas”  
En este trabajo, cuando se haga referencia al  
consumidor, no solo se entenderá en su  
definición más conductista (actor económico  
en el mercado) como alguien que consume  
algo; sino más bien, como una persona  
Estanislao Zuleta  
La lectura desde el enfoque jakobsiano  
requiere de referentes y códigos de  
entendimiento comunes, caso contrario  
habría desconocimiento. Esto nos remite a  
pensar en el carácter de los documentos  
autodeterminada con derechos.  
Una  
persona a la que le atraviesan procesos de  
conocimiento, aprendizajes, emociones y  
sentimientos previos, y que, requiere un  
posicionamiento crítico y reflexivo frente a  
las acciones y decisiones que tome.  
contractuales con códigos  
y lenguaje  
jurídico, no es común para los consumidores,  
por lo que se estaría partiendo desde el  
desconocimiento  
en  
las  
relaciones  
comerciales. Enfrentar al consumidor ante  
la lectura de un contrato en sí, reduce la  
posibilidad de la vivencia misma de la lectura  
con su función fática, conativa, emotiva,  
estética, referencial y metalingüística.  
Replantear la visión conductista de cómo se  
mira al consumidor, permite encontrar  
nuevos argumentos para comprender sus  
acciones - reacciones situadas y enmarcadas  
en las formas de relacionamiento social  
circunscritas en las prácticas culturales, que  
dan cuenta de un proceso complejo entre  
personas y mercancías en el mercado. Este  
como espacio abstracto del poder donde las  
mercancías que llegan cargadas de  
mensajes, estrategias e intencionalidades  
direccionadas desde el poder económico  
dominante (Sunkel, 2002).  
Más allá de aspectos como el lenguaje,  
Zuleta nos invita a pensar la lectura desde el  
enfoque filosófico y como un ejercicio de  
pensamiento desde quien lee y la posibilidad  
de leer al otro (Zuleta, 1991). Se otorga un  
sentido de racionalidad al acto mismo de  
leer,  
que  
permite  
develar  
las  
intencionalidades o intereses en lo escrito,  
sus consecuencias y efectos.  
32  
Revista Científica y Arbitrada de Ciencias Sociales y Trabajo Social ‘‘Tejedora’’: Vol. 5 (Núm. 10) (jul-dic 2022). ISSN: 2697-3626  
La lectura responsable y su incidencia en la problemática legal de los consumidores en Manta  
La lectura responsable entonces sería un  
del conocimiento que pone en condición de  
objeto al sujeto. Crítica brillantemente  
lograda en la Pedagogía del Oprimido  
(Freire, 2002).  
ejercicio filosófico, crítico y político. Ubicar  
en el ámbito de la reflexión y crítica a quien  
lee, es comprender que a ese ejercicio de  
lectura le franquean aspectos cognitivos,  
La lectura posiciona al individuo frente a  
información intencionada, por tanto, la  
centralidad del ser humano en la adquisición  
de conocimientos debe ser situada y  
relacional (con otros). A la vez que le  
generan aprendizajes significativos al estar  
mediados por conocimientos previos,  
sentimientos, experiencias, valoraciones y  
actitudes.  
intersubjetivos  
y
socioculturales, que  
pueden ser abordados desde el quehacer  
pedagógico que plantea nuevas prácticas en  
lo educativo.  
Así mismo, y no menos importante pensar la  
lectura responsable como un acto político y  
de resistencia ante textos y escritos sin  
neutralidades y con intencionalidades que  
develan como se expresa el poder en las  
dinámicas de la enseñanza - aprendizaje, en  
las relaciones sociales, comerciales y en la  
lectura.  
En el proceso cognitivo según Mathewson  
(1985) la recuperación de las ideas,  
experiencias, actitudes, afectos, son claves  
para que la lectura sea comprendida y exista  
la apropiación de información contenida en  
los textos. Con estas consideraciones tanto  
la actitud, así como una apropiada  
motivación, hacen que la comprensión y el  
conocimiento se maximicen (Singer &  
Ruddell, 1997).  
Tarea cognitiva de la lectura: aprender -  
transferir  
En la lectura los aspectos cognitivos no  
solamente dan cuenta del proceso de  
decodificación  
y
comprensión de la  
información del texto en el que se piensa al  
lector como un elemento más en la fórmula  
emisión mensaje recepción.  
La actitud de quien lee sea positiva o  
negativa como resultado de la experiencia  
del acto de leer plantea la posibilidad de  
trabajar y fortalecer la motivación para  
mejorar la percepción, actitud e interés en lo  
El conocimiento como producto de procesos  
dialógicos, reflexivos y plurales entre  
individuos, dista de la de la visión bancaria  
33  
Revista Científica y Arbitrada de Ciencias Sociales y Trabajo Social ‘‘Tejedora’’: Vol. 5 (Núm. 10) (jul-dic 2022). ISSN: 2697-3626  
Pérez-Aguayo et al. (2022)  
que se aprende y se hace con ese  
conocimiento.  
sensaciones positivas relacionadas a su  
voluntad de hacerlo.  
El autoconcepto y la autoestima son  
determinantes para el aprendizaje. Cuando  
el individuo cree que puede comprender y  
encuentra utilidad en lo que hace, se genera  
sensaciones y actitudes positivas. En el  
ámbito pedagógico la autoestima se  
Ryan  
y
Deci (2000) le atribuyen  
características a los comportamientos de las  
personas autónomamente motivadas, son  
más creativas, mejores solucionadoras de  
problemas, buscan respuestas alternativas e  
innovadoras para superar obstáculos.  
relaciona  
con  
la  
capacidad  
de  
Complementando lo anterior Jaramillo  
autodeterminación de la persona, por lo que  
el proceso de aprendizaje requiere ser  
creativo, liberador y crítico.  
(
2019), citando  
a
Rowold (2007)  
y
Kontoghiorghes (2002), sugiere que, si bien  
la motivación es fundamental para el  
aprendizaje, no se debe perder la  
perspectiva que esa motivación para  
aprender debe vincularse con la motivación  
para transferir, es decir, que los individuos  
que muestran interés por aprender, también  
muestran interés para aplicar lo aprendido  
(motivación para transferir).  
¿Pero qué tiene que ver la motivación en el  
proceso de enseñanza - aprendizaje y la  
lectura responsable? Desde la teoría de la  
autodeterminación, la motivación se ubica  
en el centro de la regulación biológica, social  
y cognitiva del individuo, constituyéndose en  
la energía que direcciona hacia un fin los  
comportamientos, intenciones y las acciones  
Tomando ideas de Pozo (1999) en la lectura,  
los procesos cognitivos dan lugar a la  
comprensión lectora y un sentido a lo que se  
hace, lo que se enlazan con en el ejercicio de  
transferencia, es decir, trasladar los  
conocimientos aprendidos a situaciones  
reales, lo que les permitiría resolver  
inconvenientes a partir del ejercicio de la  
lectura.  
(
Deci & Ryan, 1985).  
La persona motivada es capaz de  
autodeterminarse hacia conocer, investigar,  
leer y encontrarle un sentido de utilidad a lo  
que aprende para su vida. Entonces la  
persona autodeterminada encuentra en la  
lectura un sentido  
y
experimenta  
34  
Revista Científica y Arbitrada de Ciencias Sociales y Trabajo Social ‘‘Tejedora’’: Vol. 5 (Núm. 10) (jul-dic 2022). ISSN: 2697-3626  
La lectura responsable y su incidencia en la problemática legal de los consumidores en Manta  
Intersubjetividad: construyendo sentidos  
comprender al otro, se dan encuentros y un  
ejercicio dialógico desde diferentes  
situaciones y experiencias. En la pedagogía  
de la liberación se resalta que, “...es  
fundamental partir de la idea de que el  
hombre es un ser de relaciones y no sólo de  
contactos, no sólo está en el mundo sino con  
el mundo” (Freire, 1976, p. 28).  
desde el aprendizaje relacional  
La intersubjetividad remite a la idea de la  
complejidad  
vinculada  
a
aspectos  
psicológicos internos del individuo, pero así  
mismo del relacionamiento con los  
semejantes y el entorno.  
Cohelo y Figueiredo (En Shifres, 2008)  
entienden la subjetividad a través de tres  
elementos: las emociones y expresiones  
frente al otro; objetos de referencia en el  
intercambio lingüístico o extralingüístico; y,  
la empatía en tanto capacidad de deducir  
sentimientos, creencias o intensiones de  
otros. Una forma de leer a los otros en sus  
complejidades y diversidades (Martínez,  
Sin duda el encuentro y la comunicación son  
claves, a través de diálogos donde las  
personas se interrelacionan, constituyen y  
construyen el mundo de la intersubjetividad,  
en el que no se excluyen las dimensiones  
históricas, gnoseológicas, culturales, que  
posicionan algunas formas de conocimiento  
y deconstruyen otras.  
2
011).  
El giro epistemológico de la visión bancaria  
de la educación, hacia una pedagogía que  
promueve la libertad y conciencia crítica, le  
permita al educando (futuro consumidor)  
posicionarse en un contexto real y de  
contacto con el mundo y le brinda la  
posibilidad de transformar y actuar sobre las  
La intersubjetividad crea un conjunto de  
significados comunes y compartidos en  
relaciones dialógicas con aprendizajes  
mutuos. Lo cual trastoca la forma vertical,  
jerárquica y conductista de la educación  
tradicional, en la que se expresa el poder a  
través de relaciones de dominio.  
realidades.  
Siguiendo la propuesta  
freireana, equivale terminar con prácticas  
que mantengan a los educandos en el  
acomodo del mundo de la opresión y  
dominio de la ideología del poder (Freire,  
La intersubjetividad se genera en relaciones  
y
procesos de aprendizaje, en la  
construcción de un sentido a partir de las  
diferencias. A la par existen acciones para  
2
002).  
35  
Revista Científica y Arbitrada de Ciencias Sociales y Trabajo Social ‘‘Tejedora’’: Vol. 5 (Núm. 10) (jul-dic 2022). ISSN: 2697-3626  
Pérez-Aguayo et al. (2022)  
Con el fin de las relaciones desiguales de  
poder en el aprendizaje, las diferentes  
intersubjetividades se dinamizan y se  
propicia el buen uso de las capacidades,  
producto de los conocimientos, saberes,  
sentires y experiencias compartidos de los  
individuos.  
de conocimiento compleja mediada por  
destrezas,  
habilidades,  
comunicación,  
conocimientos  
aspectos lingüísticos  
y
previos del lector, que exige ejercicios de  
interpretación, asociación y creación con la  
información que proporcionan los textos.  
En ese contexto se asume a la lectura como  
una práctica sociocultural, que involucra la  
comprensión del acto de leer a partir de la  
forma de concebir el mundo o del imaginario  
social de cada individuo, como producto de  
su acción relacional en diferentes escenarios  
culturales e interpersonales y a sus marcos  
Freire (1990) afirma que las personas son en  
sí intelectuales, en virtud de la capacidad de  
dar sentido a las cosas, al tener la posibilidad  
de participar e interpretar la realidad de una  
forma constante.  
Así mismo la  
autoeducación, es necesaria en la que el  
ejercicio de la lectura conlleva rigurosidad,  
sensibilidad y una relación dialéctica entre el  
lector autor, con una postura crítica -  
propositiva hacia la transformación. Por  
tanto, el aprendizaje se constituye también  
en un acto político.  
de  
referencia,  
patrones  
sociales,  
expectativas y aspiraciones como parte de  
un grupo.  
Fundamental retomar la idea de que los  
textos tienen intencionalidades, así como el  
leer involucra que esa información entre en  
contacto con experiencias, emociones,  
valores y saberes del lector. Quien lee es el  
producto de su historia, entorno, realidad y  
cotidianidad; por tanto, su interpretación y  
apropiación de la información para que el  
conocimiento le sea significativo es en virtud  
de la funcionalidad y usos que decida darle  
desde su experiencia.  
Dimensión Sociocultural de la Lectura, una  
apuesta por la práctica reflexiva y política.  
La lectura en el ámbito pedagógico y el  
aprendizaje, al tener referentes y códigos  
comunes, da cuenta de que es una práctica  
social en el encuentro y entendimiento con  
los otros.  
Silveira (2013) refiere a Mendoza Fillola  
(1991) al decir que la lectura es una actividad  
36  
Revista Científica y Arbitrada de Ciencias Sociales y Trabajo Social ‘‘Tejedora’’: Vol. 5 (Núm. 10) (jul-dic 2022). ISSN: 2697-3626  
La lectura responsable y su incidencia en la problemática legal de los consumidores en Manta  
La apuesta compleja por comprender a la  
lectura como la práctica sociocultural  
implica la posibilidad de articular miradas  
transdisciplinarias desde la Pedagogía,  
Sociología, Historia, Antropología y Trabajo  
Social, con una visión sistémica articulada  
desde la centralidad de los seres humanos  
como actores sociales y culturales, en el  
campo de las prácticas, la política y el poder.  
tradicional de la lectura como forma  
apropiada de leer (tomar el libro, el tono, los  
signos de puntuación, entre otros) que, si  
bien son importantes, no dan cuenta de la  
construcción del sentido mismo de lo que  
implica la práctica de la lectura, como  
ejercicio crítico, filosófico y político.  
Desde la propuesta de Chartier (1985) la  
apropiación en la lectura es la construcción  
de sentido desde lo social, en la acción y  
producción colectiva, lo que le permitiría  
generar un sentido a las prácticas del  
individuo frente a diversos escenarios.  
La praxis de la lectura es situada, dinámica e  
inacabada, inclusive marcada por las  
condiciones del momento histórico. Si  
actualmente estamos en la sociedad del  
inmediatismo, del capitalismo cognitivo y de  
la sobre información, cabe plantearse la  
necesidad del pensamiento crítico en las  
La visión chartieriana caracteriza a quien lee  
como sujeto activo, que se involucra de  
forma responsable con el texto y el uso de la  
información que posee para transformar sus  
realidades. Sin duda da cuenta de que la  
lectura responsable es incompatible con la  
pasividad frente a la lectura y los textos  
(Rockwell, 2000).  
dimensiones  
epistemológicas,  
metodológicas, éticas, políticas, estéticas,  
pedagógicas.  
Como lo plantea Cifuentes (2013) es  
“reconfigurar” la forma de concebir el  
mundo, de leer, pensar y aprender desde lo  
mutuo con relaciones horizontales que  
deconstruyen el poder y develan la cuestión  
Un sujeto activo frente a la lectura y los  
contenidos, consciente de su realidad, sin  
duda es incompatible con la educación  
tradicional, conductista, irreflexiva y acrítica.  
social permeada de inequidades  
desigualdades.  
y
Queda planteada la noción de la lectura  
responsable para la vida, la libertad, la  
transformación, la inclusión y el ejercicio de  
Cuando hacemos referencia a la lectura  
responsable, no nos referimos al estándar  
37  
Revista Científica y Arbitrada de Ciencias Sociales y Trabajo Social ‘‘Tejedora’’: Vol. 5 (Núm. 10) (jul-dic 2022). ISSN: 2697-3626  
Pérez-Aguayo et al. (2022)  
derechos, de la cual la responsabilidad es  
individual y social. Lectura responsable que  
no solo implica el ejercicio de leer para  
aprender, para criticar y actuar; sino  
también un mundo de la posibilidad de  
leerse como individuo en relación con los  
demás dentro de un contexto social y  
cultural, como un acto político de  
resistencia.  
cálculo para población infinita aplicada a 380  
personas. Para explorar la percepción de los  
consumidores y documentos contractuales,  
así como los estilos pedagógicos.  
Lo cualitativo remitirá a la profundidad en la  
comprensión de aspectos cognitivos,  
intersubjetivos y socioculturales de la  
lectura a través de los aportes de un grupo  
de discusión con expertos en innovación  
para la educación; así como, con el expertise  
del Director Nacional de Consumidores de la  
Defensoría del Pueblo del Ecuador a través  
de una entrevista a profundidad.  
2
. MATERIALES Y MÉTODOS  
La investigación es de carácter documental,  
con información del archivo institucional de  
Defensoría del Pueblo Manta. El tipo es no  
experimental transversal exploratoria, en  
virtud de que es un problema de  
investigación no estudiado.  
El trabajo se ubica dentro de la línea de  
investigación de la Educación y Formación  
de Profesionales, en el campo específico de  
las Ciencias Sociales y del comportamiento,  
desde el campo de la Sociología y estudios  
culturales. Enmarcado en el en el área de  
investigación de Ciencias Sociales  Trabajo  
Social Servicios Sociales.  
El método es inductivo analítico, a partir de  
la exploración de información de las quejas  
presentadas y registradas en SIGED, se  
trabajará con la revisión documental de 246  
casos de consumidores.  
El enfoque de investigación es mixto. En lo  
cuantitativo refleja valores numéricos de  
quejas ingresadas en la Defensoría del  
Pueblo, extrayendo las variables analíticas  
para representar los hallazgos. Así mismo se  
aplicó una encuesta aleatoria fórmula de  
3
. RESULTADOS  
Casos presentados en la DPE  
En el 2020 en Manabí de enero a diciembre  
se presentaron 956 casos de consumidores y  
usuarios. Según el Sistema de Gestión  
38